domingo, 27 de julio de 2008

Esperando que llegue Septiembre (Ciclotimias)

Leí que uno de los componentes de Facto de La Fe y las Flores azules decía que el secreto de la felicidad estaba en montarse una vida cotidiana interesante…Pues no soy capaz, la verdad. Qué ascazo.

Por eso me he pasado un montón de días sin escribir: en realidad no tenía nada interesante que contar excepto que me han descubierto una cierta intolerancia a la lactosa y que he descubierto que todavía me queda algo, muy poco, de dignidad.

Dispuesto como estoy a seguir al pie del cañón vuelvo por la puerta de atrás a mi propio blog (son las 5:42 de la mañana y aquí, aquí, aquí no hay quién duerma, aquí no, aquí no, yeah!) para intentar seguir dando guerra.

El verano fatal, se me da mal, pero llegará septiembre…¿Qué no?


2 comentarios:

manu dijo...

estaba en montarse una vida cotidiana interesante
Depende con quién te lo montes...

Te presento a mi amiga intolerante:
http://lactosafree.blogspot.com/

Señor Insustancial dijo...

Es usted un pozo de sorpresas...