sábado, 22 de noviembre de 2008

Freaks over me

Mi padre está últimamente de un sociable francamente asqueroso. Se lo he dicho: "O te echas novia, o te echas unos amigos o te das a las drogas pero no pienso seguirte en tus planes chiflados ni un fin de semana más". Él ha seguido a su bola, como si no se enterara de lo que he dicho. Cuando hace estas cosas me siento como el pequeño Stewie Griffin. El caso es que anoche me hizo acompañarle a una cena con personas toreras, o sea, con matadores de toros. Hoy había quedado con mi hermana y el cuñaíto para visitar la expo de La Guerra de las Galaxias en Madrid.

Que quede claro que, aunque no tenía resaca, me parece un sacrilegio igual o de peor calibre intentar levantarme a las 9´30 de la mañana de un sábado como rodar tres películas innecesarias para más gloria del bolsillo de Lucas (George, no Grijander) y para contentar a esas legiones de fans contínuamente insatisfechas que creen, equivocadamente que el placer se consigue acumulando sinsabores (series de TV, películas de animación, precuelas chungas etc.) y no en la revisión de lo sublime. Vale, borrad sublime y poned este ejemplo "camestre" y picantón: me parece mucho mejor echar un casquete semanal satisfactorio que tener toda una semana de gatillazos. Esto último lo digo basándome en lo que dice la gente por ahí porque, la verdad, a mi todo lo que va sobre el amor -carnal, espiritual, extracorpóreo- se me ha olvidado por completo.

Yo soy muy fans de las tres primeras, o sea, de las que primero se rodaron. De los montajes originales y de la forma en la que se concibieron para ser ofrecidas por primera vez. Yo digo "La Guerra de las Galaxias" y pronuncio "yedi" y no "yedai". Soy puro, sin micloridianos, me molan las máscaras cutres de los moradores de las arenas (por cierto, ni una sola mención, que cosa más triste) y me va la marcha putanguera de Han Solo y el Halcón Milenario (tampoco ni rastro de una piecica de Solo hibernando en carbonita). Básicamente me gusta la acción, los tiros, los espadazos y tolero el pastelón del "yo soy tu padre" porque Vader es el nazi del Espacio y los ewoks sus particulares perroflautas.
El rollo de donde vienen los jedis y todo eso me la trae cantidad de floja así como la lucha del bien contra el mal (tan mal expresada que todos parecen unos chiflados armados que se persiguen los unos a los otros), la gente clonada y todas esas mierdas me la trae al pairo porque en el mundo freak debo de ser, en realidad, un carca de la peor especie.

Soy un freak-carca desde que leí "Moteros tranquilos, toros salvajes" (Peter Biskind) y descubrí las razones por las cuales la primera generación de auteurs del cine norteamericano, una muchachada capaz de ser profunda como John Cassavettes y rodar como Samuel Fuller, ha acabado convirtiendo la industria cinematográfica en una filial de los departamentos de marketing de Hasbro, Mattel o Bi-bi-bizak (¿Esto va a ser todas las navidades hasta que me muera o alguien va a cambiar el puto jingle? ¿Y el tipo que compuso lo de PC-Cityyyyyy no merecería que lo caparan, en vivo y a la brava?).




Pues eso, que soy freak pero menos. Por cierto, os recomiendo fervientemente el libro aunque sólo sea por la posibilidad de conocer a Hal Ahsby o la razón por la que Jodorowsky es el responsable de que Dennis Hopper convirtiera una futura obra maestra como "The last movie" (1971) en una cosa difícilmente tragable (aunque dicen por ahí que con dos canutos de marihuana y un/a hippie en pelota picada haciéndote trenzas en el pelo mientras la ves tiene todo el sentido). Lo que no se explica, porque no tiene ningún sentido, es que Richard C. Sarafian -que tiene un nombre como de titular de un spam muy gordo- fuera capaz de rodar ese mismo año la increíble "Vanishing Point" (Punto límite cero, 1971) y diluírse en la década de los 80 hasta rodar la tercera parte de Rocky. Con dos cojones. Este datazo lo cuento porque mi padre sigue confundiendo a Carl Weathers (que hizo de Apollo Creed) con Billy Dee Williams (que hizo de Lando Calrissian)...momento patrocinado por http://www.imdb.com/.


Pese a todo he disfrutado como un crío en la exposición y me he rebajado hasta niveles insospechados haciéndome fotos con los cacharros y gritando en un momento determinado "¡Quiero ver a los ewoks! ¡Quiero ver a esos pequeños hippies!" o explicándole a unos muchachos ojipláticos a los que su madre daba collejas ("¡atiende, coño!") él por qué todavía, en estos tiempos, se sigue rodando con maquetas -deberíais de echar un vistazo al curro de Emilio Ruiz y su enorme aportación a las pelis de Spielberg y Lucas- y enseñándoles más o menos como se consigue la perspectiva.

Lo que más me ha gustado es que había un grupo de mods dando color a la muestra como representación de lo viejuno, los padres freaks que llevan a sus hijos a conocer los detalles de la saga por que les han salido de Doraemon, los niños prematuramente freaks (especialmente uno armado con un sable laser que intentaba mover las cosas utilizando "la fuerza"...de su propio frikismo infantil y que he intuído que será muy infeliz si persiste en semejantes actividades cuando llegue a la adolescencia) y un grupo de mods a los que daban ganas de preguntarles si no estaban, en realidad, buscando la muestra del Doctor Who o de Quatermass.


Entre los momentos sonrojantes los instantes en los que mi cuñaíto y yo hemos querido sacarnos el título de Jedis en la Academia "ad hoc" ("la instalación es para niños menores de trece años, señores" nos han dicho) y el hecho de descubrir que muchos freaks creen que es guay lanzarle piropos a las pocas mujeres asistentes con cosas como "tienes la cutis como Amidala" o "seguro que ese trajecito de Leia bailarina ante Jabba El Hut te queda de perlas"). Entre lo francamente negativo que alguien al salir nos haya dicho: "No os olvidéis de que os sellen el pasaporte de frikis que luego dirán que no habéis venido".
Por si fuera poco la expo me ha traído a la memoria algunos grandes momentos: el poster de la película en español que mis primas tenían en su habitación, los recortables de El Imperio Contraataca que venían con los yogures de Yoplait y que te contaban la película de arribabajo, los cromos, una especie de Telenovela que tenía mi amigo Juanma, el olor del Cine Castilla o el día en que, durante una charla, entre trekkies y waries y tras afirmar que Star Trek era una serie de televisión sobrevalorada, una chica vestida de bicho me dijo que no tenía vergüenza y que si la paz y la fraternidad y eso y entonces se levantó un tipo vestido de Jedi (con un traje que le había hecho su madre) y blandiendo su espada de plastiquete de varios colores dijo eso de "¡Abraza la verdadera religión, cacho puta del Enterprise!". Y entonces se lió y nos tuvimos que ir a beber cervezas. El mundo era mucho más sencillo cuando sólo había tres películas a las que adorar y, claro está, éramos más tontos y no nos dábamos cuenta de que las chicas, incluso las que vestían de ferengui y publicaban un fanzine fotocopiado sobre Star Trek, tenían su corazoncito, aunque fuera verde. Ahora, más cascados, sólo nos queda rezar porque el Imperio no caiga sobre nuestras cabezas. Putos freaks, están por todas partes...

18 comentarios:

manu dijo...

me parece un sacrilegio igual o de peor calibre intentar levantarme a las 9´30 de la mañana de un sábado
No te quejes, yo madrugo todos los días del año, sin excepción. Hace años que no recuerdo lo que es levantarme a las 8:30.

todo lo que va sobre el amor -carnal, espiritual, extracorpóreo- se me ha olvidado por completo.
¿Amnesia? Eso se cura con un buen golpe.

no merecería que lo caparan, en vivo y a la brava?
Me sumo a esa campaña navideña. Incluso me ofrezco a agarrarle por los brazos durante la "operación". No vamos a gastarnos ni un leuro en anestesia (¿o era amnesia?).

Qué grande la trilogía original de SW. De la continuación, mejor no hablar. Qué envidia esa exposición en Madrid. La veía en la tele y se me hacía la boca agua.

P.D.: Sexi, sexi, Leia con el modelito ante el Jabba. La juventú...

andrea dijo...

Yo supongo que vería Star Wars de cría, pero no tengo más que algún recuerdo vago. Cuando tenía 15 años me llevaron a ver una de las nuevas en inglés durante uno de esos viajes en los que se aprende taaaanto y lo único que recuerdo es que pasé la peli haciendo manitas con el chico de al lado, que luego paso a ser mi "novio" para dejarme a las dos semanas porque necesitaba a una mujer más abierta de piernas.

Esta experiencia me ha recordado también a una exposición de Barbie que fui a ver con la señorita M y nuestra emoción al ver a la Barbie Elizabeth I.

feliz sábado!

Señor Insustancial dijo...

Hola Manu-é,

Joder macho yo me levanto todos los días con las gallinas pero lo que es el "finde" procuro atrofiarme todo el rato. Lo del golpetazo ese lo llevo esperando, bueno, no quiero echarme a llorar. Hablemos de capar a la gente que seguro que se me da mejor, puedes sujetarlo por ellos si quieres pero pienso arrancárselos y darle golpetazos con ellos. A mi esa mierda me da ganas de hacerme luddita. Que horror.

La original es la buena, buena, buena, la otra es un poco floja tirando a bastante o vergüenza ajena.

La Carrie Fisher estaba señora mollar que diría Forges.

Un abrazo enorme y a ver cuando te animas a venir a los madriles.

Señor Insustancial dijo...

Hola Andrea,

Es que tu corazón hace pop. La falta de militancia de chicas en La Guerra de las Galaxias y/o en cualquier otra organización freak es frustrante...porque el coleccionismo de Pequeño Ponny o Rainbow Brite no está en la lista. las mujeres freak sufren el acoso y la desesperación de gente que no ha pisado un gimnasio en su vida y que cree que comer una ración menos de pizza es llevar una dieta equilibrada. Pobres.
Ese muchacho no le interesaba lo más mínimo así que mejor que mejor.
Compruebo con placer que le va el rollo Barbie...por cierto y la Señorita M ¿Donde se mete?

Un abrazo enormeous

andrea dijo...

Barbie > star wars
todo el mundo lo sabe

La señorita M está escribiendo un trabajo sobre María Zambrano. La última vez que la vi tenía 50 hojas de apuntes así que supongo que estará enterrada bajo ellas.

Rainbow Brite me hace feliz.

Señor Insustancial dijo...

Buuuuu, fueraaaa, bbuuuuu...gritan las personas buenas de este mundo como si Buttercup se volviera a casar con el Príncipe Humperdinck.

Todo el mundo sabe que Star Wars es la monda y que Ken no tiene pita ¿Cómo puede un hombre sin pita tener una hija que se llama Skipper y vivir con Barbie? Faltan datos...el mundo de Barbie es muy oscuro pese a su aparente status quo.

¿M y Maria Zambrano? Qué cosa más bonita, por Dios, que cosas más interesantes hace la gente. Le das recuerdos de mi parte.

Rainbow Brite tenía una de las canciones más buenas de toda la historia de los dibujos animados.

andrea dijo...

Skipper era la hermana pequeña! Ni puta idea. jajaja.

Señor Insustancial dijo...

¿Skipper era la hermana pequeña? ¿En serio? ¿No era la hija de Barbie y Ken Notengochorra? Pues estoy desinformado del Barbie´s world. Pero pregunta a los mozos que conozcas: ¿Cómo se llama la hija de Barbie? A ver que te cuentan.

Pues gracias por la información.

Saludos.

gromland dijo...

Mírelo por este lado, estimado Señor Insustancial, Vd. se ha levantado un sábado a las 9:30 de la mañana para ver la exposición del mundo Lucas (George, no el pato): yo obligué a mi mejor amigo a ir al extranjero para verla, con el riesgo de que perdiera su amistad y, lo que es más importante, la posibilidad de que me siguiera haciendo de chófer. Y es que por Marzo del año pasado - y bajo la sutil amenaza (fantasma, por supuesto) de matar a toda su familia - le convencí para ir a Oporto a ver la exposición.

Si bien me he caracterizado a lo largo de toda mi vida por tener un comportamiento sobrio y austero (incluso en algún momento pretendieron hacerme una autopsia por error), el día que crucé el pabellón de Exponor estuve a punto de perder la compostura, los nervios y a mi Santa Esposa, tal fue la velocidad a la que salí corriendo. No podía ser cierto, allí estaban todos los símbolos de mi desvirgamiento cinéfilo (sí, sí, había muchísisimas películas antes de "La Guerra de las Galaxias", pero con ésta fue cuando realmente descubrí que AMABA EL CINE): los wookies, Yoda en una vitrina, la figura tamaño natural de Darth Vader, Han Solo encarbonitado - sí, estimado Señor Insustancial, Portugal tiene sus toallas de colores chirriantes y su cerveza SuperBock (lo más similar es un bote de orina fría)... pero también tenían al amigo Solo con esas congeladas manitas de no haber roto un plato! -; los dibujos de Ralph Macquirre;...

Lo reconozco: puede que "La Guerra de las Galaxias" (o "el episodio IV" o "Una nueva esperanza" o cómo la quieran llamar) no sea la mejor película de la historia del cine; pero yo es ver "A log time ago in a far, far galaxy..." y comenzar a sonreír como un niño de seis años.

Rogando borre de su memoria la posible imagen cursi que haya podido provocar con este comentario, reciba afectadísimos y rebeldes saludos.

raquel dijo...

yo me disfracé de adolescente de princesa leia:reventé el vestido minutos después.y un poco ella, si me sentía por dentro,y por fuera,a pesar de mi morcillez me veía guapísima,muchas veces después he encontrado también pararelismos de la actriz con mi propia vida,que me han llevado a pensar si habrá alguna maldición para las que encarnamos este personaje.....
ah!es ud.hijo de torero?sin acritud,pero..cuán raro es ud. también.
ayer salí a ligar pero sólo encontré kents sin pita,debe ser que soy un poco barbie.Es que ya no hay cortejo?como se filtrea?me he perdido algo?ya nadie entiende una caída de ojos?por favor,escriba algo sobre el mamífero humano y su escasa habilidad para conseguir una hembra.

manu dijo...

a ver cuando te animas a venir a los madriles
Si todo va bien (tengo que intentar ver el lado "positifo"), a partir de junio me relajaré y quién sabe.

Ahora tengo que hincar codos a saco (no, no puedo explicarlo, aim sorri, usté -que proteje su identidá cual superhéroe- me entenderá).

Señor Insustancial dijo...

Hoygan a todos!

Gromiano,

No me extraña que perdieras la compostura, querido amigo, yo mismos exudaba azucar por las ingles y se me hacía tremendo nudito en el estómabo frente a esa figura gigantesta de Darth Vader quien sabe si todavía sudada por el actor original...quiero a La Guerra de las Galaxias químicamente puras y, de hecho, en Seattle vi la expo original (en el SCI FI Museum sito en el edificio del Rock Museum...ahí casi me da algo) y todavía tengo en mi memoria las caras de los guiris cuando me postré de hinojos ante la marioneta de Yoda...que lujo.
Que la fuerza (también la de hacer caca a voluntad) le acompañe.

Raquel,
No,no soy hijo de torero, mi padre se ha dedicado a lidiar con otro tipo de fieras: alumnos de varios colegios de toda España. Es Maestro el hombre. Pero también se dedica a colaborar con publicaciones de esas de toros y conoce a todo quisque. Pues eso. Es que luego os creeis que soy Paquirrín y eso sí que no.

El disfraz de Leia mola, joder, yo me disfracé una vez de Jedi para una fiesta de disfraces y terminé en un bar haciendo posturitas en la pista con la espada laser. No bebáis, es fatal. Todos los disfraces tienen una terrible maldición...¿No ves a esos hombres que se visten de mujeres en carnaval y se pasan toda la noche diciéndole a todo el mundo "tocame las tetas"? ¿Qué imagen real tendrán sobre las mujeres?

Te prometo una apasionante entrada sobre el ligoteo.

Manu,
PUes cuando las obligaciones te lo permitan ya sabes donde tienes (tenéis, todos) vuestra casa. Estamos en la misma Urba que donde tiene supermán la Fortaleza pero en la parte de los adosados.

UN abrazo a todoooooooooooossssss

gromland dijo...

Por cierto, estimado Señor Insustancial, el estimado Doctor Frusna me recomienda que le recomiende a Vd. la lectura del segundo libro de Biskind publicado por Anagrama: "Sexo, mentiras y Holywood" (si algún día aprendo a leer libros de más de treinta páginas, yo también lo haré).

Odiándole en secreto (ups, ya se me ha escapado!) por haber podido disfutar de la ExpoSW en la tierra de los manifestantes apaleados, reciba afectadísimos saludos.

Tomás Verléin dijo...

Realmente poco tengo que aportar respecto a todo lo que se dice aquí, pero uno es muy fans también desde que unas navidades grabara el episodio IV y el VI (me quedé sin cintas de VHS para el imperio contraataca y por eso creo que es la que más disfruté cuando la compré en condiciones) en telemadrid y las desgastara de tanto verlas. Eso hasta que Lucas empezó a hacer revisiones (soy de la generación del 82) y las viera en el cine por primera vez.

El jueves iré en procesión (pagando los diez euros de rigor) por estar delante de Darth Vader y pensar en diálogos tan buenos como 'su carencia de fe resulta molesta'(previo estrangulamiento con la fuerza, claro). La nueva trilogía y la original no tienen comparación y, además, creo que hay un empeño del propio Lucas en revindicar la última. Por ejemplo con el hecho de que está exposición se nutra más de elementos de la nueva trilogía que de la antigua.

Hay que darle a Lucas lo que es de Lucas, es un visionario, un director competente, un montador extraordinario y un creador de fantasía sin igual, pero un guionista que lleva secó más de 30 años. El mejor guión de las tres es el del imperio (opinión de friki total basada en la complicada fórmula: 'y superman puede a Thor') y sigo pensando que es porque Lucas metió poca mano y dejó el tema a Lawrence kasdan y Leigh Brackett. Resultado? Es el más oscuro, el mejor hilado y el que tiene los mejores diálogos:

- Leia: Servirá de algo si bajo y empujo

- Han: Quizás...

No tenemos tiempo para someterlo a votación, considera usted que ha sido engañado... y cientos de frases acertadas (ya, sé que son banalidades, pero me encantan).

Cuando Lucas perdió todo su sentido de la narración y se concentró en que la nave que aparece en el cuarto plano de la escena 23 tenga las alas del mismo color que todas las demás la cosa perdió completamente el rumbo, qué casualidad, como yo en este comentario.

Sobre la palabra friki (o freaks, que casi la prefiero) mis sentimientos son contradictorios. Algunos días me siento bien con ella y otras lanzaría salsa barbacoa y después hormigas devoradoras de carne (inspiración de rasca y pica de los simpson) a quien me hace ver que soy un tipo raro mientras él es normal, escucha flamenquito y que ni le suena de lejos la portada del Abbey Road de los Beatles, pero si es un jodido icono cultural! (me sigo yendo del post, perdón).

De todos modos, creo que Star Wars, como otras filias tiene que tocarte en alguna parte del cerebro. Todavía cuesta encontrar a muchas chicas que les gusten las pelis (ya no digo que tenga una verdadera afición a ellas) y a algunas personas de mi generación simplemente les resbala. En mi caso, yo creo que tiene que ver con las persecuciones. El otro día me veía Dos Hombres y un destino en VOS (que cool queda esto) y descubrí que la parte que más me gusta es la persecución por el desierto que dura casi 30 minutos. Creo que soy un amante del 'casi nos pillan'. Me pregunto si esto tiene consecuencias en otras actividades de mi vida... algún psiconalista de guardia?

Un abrazo y perdón por el tocho, es lo que tienen estos temas, atraen a personajillos como yo cual wookie a la carne fresca colgada de un árbol.

P.D.: Barbie por encima de Star wars? Por favor, hablamos de gente que tiene su propio sable láser, poderes telequinéticos o una nave molona y, sobre todo, muchas más posibilidades de articulación.

P.D.D.: siempre que me acuerdo del bikini metálico, me viene a la mente cierto capítulo grandioso de Friends.

Señor Insustancial dijo...

Buenas noches insustanciales,

Gromiano,
Dígale al Doctor Frusna que ambos volúmenes cuelgan de los anaqueles de mi biblioteca (de una soga, en plan cebo, la última vez cayó en mi trampa una atractiva estudiante canadiense de intercambio que se negó a casarse conmigo) junto a los volúmenes encuadernados en piel de cordero de los ejemplares de Los Contactos de Clima y Charo Medina y mi colección de Vida y Color así como la Enciclopedia sexual del Doctor López Ibor. Un gran libro, en cuanto aprenda a leer (no pierda el tiempo, no vea la cantidad de cosas tristes que puede descubrir uno) adquiéralos en sus ediciones grandotas que son mucho más agradecidas para tirárselas luego a las personas. De paso dígale al buen Doctor Frusna que se agencie los Hollywood Babilonia de ese malvado que es Kenneth Anger. Historia del cine y mala baba a partes iguales.

No me odie y únase a la rebelión en cuanto venga por la capital...por diez euros te llevas un buen atracón. La cosa creo que estará por aquí unos meses.

Tomás,
No puedo estar más de acuerdo en lo que dices sobre la Trilogía y sobre el propio Lucas. A mi me parece uno de los grandes visionarios del cine pero, en realidad, fue de los que intentó iniciar la revolución desde la industria donde la tentación es grande. Con esto no quiero comenzar la típica diatriba sobre cine comercial y bla, bla, bla...me parece que se ha perdido en el camino.

Efectivamente Kasdan tiene mucho que ver en que el Imperio contraataca sea la mejor de las tres películas seguramente con diferencia.

No he entendido muy bien ese interés de Lucas por centrarse en esta muestra en las últimas tres películas y no en la saga clásica. Es una pena pero es como si quisiera esconder lo mejor de su filmografía, es ridículo.
Creo que el error es el mismo que han cometido los creadores de Star Trek con sus películas y que no es otro que dirigir sus películas hacia una audiencia especializada, esa que se fija en los colores de las naves y en esas pajillas mentales. Una porquería. Sin duda "La Ira de Khan" es la mejor de la saga de Star Trek (si obviamos la ida de olla de la IV parte en la que iban a la Tierra a buscar una ballena) porque es una película "generalista". O sea, para todo quisque, es una película de naves, de tiros y de un malo que mola.

Las frases que comentas molan mazo aunque mi preferida es "Disculpas aceptadas capitán Needa". Qué cosa más chachi.

Sobre la palabrita pues sí, tienes razón otra vez, es una putada que muchos animales de bellota te señalen con esa etiqueta cuando ellos no son capaces de ver más allá de sus narices ¿Y los que les gusta el tunning, qué? Bueno, yo estoy a gusto siendo un freak-carca o sea, un freak del bien pero en realidad no me obsesiono demasiado con nada, el otro día me descubría pensando en que nunca he sido muy fans de nada...ya ves, yo también necesito un psicoanalista de guardia.

Lo de las chicas y el género creo que es normal. En realidad el cine de género suele estar dirigido a los muchachos que nunca tienen la sensación de estar perdiendo el tiempo, creo que las muchachas prefieren entretenerse con otros temas que tienen más que ver con la complejidad de las relaciones que con la cantidad exacta de disparos que le quedan a Bruce Willis en la escena final de Die Hard.

Las freaks femeninas son aquellas a las que les gusta Sexo en NY, Sensación de Vivir o Los Pecos (bueno los de ahora) lo que pasa que no les dura toda la vida aunque son pasiones que permanecen latentes. El año pasado Take That (bueno los supervivientes) sacaron disco y se me ocurrió hacer un chiste en la redacción donde curraba. Fui atacado por dos fans que, cual ninjas, cayeron sobre mí armadas con unos posters del Super Pop. Originales y, por lo tanto, ya petrificados.

PD: Eso le digo yo a Andrea pero, la verdad, mi desconocimiento del parentesco entre Skipper y Barbie me ha hecho replantearme mi sistema de valores. O algo.

PDD: ¡¡GRan Capítulo!! ¡¡Uno de los mejores!! Ese bikini de lata me perseguirá siempre.

Gracias por el tocho, de lo más interesante, la verdad.

Un abrazo a ambos

Tomás Verléin dijo...

"El año pasado Take That (bueno los supervivientes) sacaron disco y se me ocurrió hacer un chiste en la redacción donde curraba. Fui atacado por dos fans que, cual ninjas, cayeron sobre mí armadas con unos posters del Super Pop. Originales y, por lo tanto, ya petrificados".

jajajaja, me he sentido identificado. La gente tiene una serie de superpoderes cuando le tocas la fibra cosa mala. hace un par de años se me ocurrió hacer un comentario en mi redacción (si hijo, todos del mismo gremio) sobre la gente que dice que le gusta la música y luego realmente lo que le gusta es el hilo musical. Todavía me estoy recuperando de los golpes (en su mayoría bajos).

ummm, pues fíjate la persona más 'friki' que he conocido fue una chica enfermamente obsesionada con los Polly Pocket (hablo de una época preadolescente). Era bastante guapa, pero si estuviera con ella seguro que mi vida se hubiera convertido en una secuela del increíble hombre menguante (no tan buena como el original, claro).

Hay gente que cuenta cuantas balas le quedan al tito Bruce en La Jungla de Cristal... qué frikis!

Señor Insustancial dijo...

Hola Tomás,

Es que la peña se cree que es guay pero luego se alimenta de cosas de esas. Una penica, ya me dirás en que redacción andas a ver si nos conocemos de algo. Qué curiosidad.

¿Polly Pocket? Yo la tía más freakyu que conozco es una que se ponía tremendamente loquísima con el rollo country...eso es jurable...si siguiera con ella seguramente tendría el armario repleto de camisas de vaquero.

La gente cuenta las balas de la pistola de McLane y, por ejemplo, la cantidad de veces que se dice "fuck" en Pulp Fiction aunque creo que los más frikis son los que van a ver high School Musical y les mola. Un abrazo.

moonriver dijo...

Por más que lo intento no logro entender que haya freaks de toda la vida que no abominen de la nueva trilogía. Lucas debería haber muerto hace mucho a manos de un grupo de iracundos fans sedientos de venganza por tomar el nombre de Skywalker en vano.